SieteNotas

Coff - Coff, okupas del rocanrol

16/10/2000

Coff Coff nació en plena ocupación estudiantil con ansias de decir, pero sobretodo de gritar... Sebastián -voz- pinta un barrio y sus problemas: Verdisol; habla de la manipulación de los medios y adelanta el futuro disco que contará con la producción de la banda argentina Karamelo Santo.

- ¿Podrían definir su música en un estilo?

- Y no, feria del rocanrol le decimos, porque está todo. Ponele, cuando apareció, Leo escuchaba, es fanático de Lou Reed, de la Velvet; Daniel más Santana, más latino, a mí me gustaban Los Estómagos y Los Doors, al batero los Creedence... entonces era un despelote bárbaro.

- ¿Costó hacer algo en común?

- Costó, pero ahora... yo la otra vez le decía a Daniel que discutimos de lo mismo pero que cambiamos de roles. La otra vez estábamos discutiendo y decía: "Bo, mirá, estamos discutiendo lo mismo que hace tres años, lo único que ahora vos me convenciste a mí, y yo te convencí a vos". Estamos... claro, nos empezamos a pasar discos, tipo a criticar lo que escuchaba uno, a criticar lo que escuchaba el otro, a defender lo que eschabas vos mismo... aprendimos pila así.

- Pero, ¿cuál fue la razón fundamental que los unió como banda?

- En principio con Daniel era... porque nosotros ocupamos ahí la UTU de La Blanqueada en el ´96, entonces al principio...

- ¡Aguante guerrilla!

- Claro, era eso: ¡Aguante los estudiantes! Y tá, y después se fue dando que teníamos ganas de decir cosas. Yo tenía la cabeza así, explotaba por ganas de gritar pila de cosas que yo veía que eran injustas, que no estaban bien, como protestar contra el gobierno. Ahí, cuando ocupamos, sentimos terrible impotencia; tá, éramos unos pendejos, pero terrible impotencia contra todo porque estuvimos catorce días ahí, metidos, metiendo, cagándonos de hambre y todo y nos sacaron así como: "Tá, ya está", ¿entendés?, onda guachitos chicos: "Tá, vayanse", terrible impotencia. Empezó así y después empezamos a ensayar en Verdisol con Fabián...

- ¿Verdisol?

- Claro, que es un barrio que está ocupado hace quince años, que no se terminó de construir. La empresa se quedó sin plata, entonces la gente se metió y bueno, fue hasta el ejército a sacar a la gente y la gente resistió. Entonces tiene todo como un... hay gente así, digo, hay de todo ¿no?, hay gente que está muy zarpada pero la mayoría de la gente que está con nosotros, que somos amigos y eso, son toda gente re humilde, que le cuesta todo ¿viste?, tipo que tiene un hijo y que es una tranza, tiene que salir a trabajar y es una tranza pagarle la leche, comer...

- ¿Ustedes tratan de reflejarlo en su música?, ¿hablan de toda esa gente?, ¿hablan de ustedes mismos...?

- Claro, y aparte de cómo vemos todo. Yo que sé, como que para mí la televisión te está cagando a mentiras todo el tiempo ¿entendés?, y hay toda una cierta parte de la gente que le hace caso; todo lo que te muestra la televisión es sagrado.

- ¿Manipula a la gente?

- Claro, como que manipula a todo el mundo, hay va. Puede ser por ese lado. Entonces tá, tratamos de reflejar todo por más que sea un miguita en esta caja de fósforos que es Uruguay (risas); decir las cosas, yo que sé, hablar de cosas, lo que pensamos nosotros. No quiere decir que tengamos la razón ni nada que se parezca, sólo es un punto de vista y me parece que es lo que queremos hacer, expresar.

- Está por llegar el primer disco...

- Llega ahora en enero en el estudio de los Karamelo. Caímos en el lugar, en el momento y a la hora justita donde teníamos que caer. Cuando fuimos estaban todos, aparte ya habíamos hablado con el baterista, con Leandro (Maturano), y el resto de los chicos habían escuchado la banda y estaban muy copados con grabar. Terrible onda, fijate que estar con los tipos ahí... hace dos años yo tenía el disco de Karamelo Santo así como una de las bandas: ¡Ah, Karamelo! Y estar con los tipos ahí ¿entendés?, hablando y tocando tambores y tomándote una cervezas...

- Los escucharon y los invitaron a grabar, una onda así.

- Sí, sí, Leandro había venido a tocar la batería con Palmeras Kaníbales de Venezuela, pero con las inundaciones el batero de Palmeras se había tenido que ir para allá, y vino el pibe y tá, hicimos terrible onda. Nos vio tocar y nos habló y dijo: "Bo, loco, está de más". Y ahí empezó como vos: "¿Cuándo sacan el disco?, porque estaría bueno producirlos...". Entonces empezamos a mandar mails y fuimos para allá.

- Fueron y grabaron.

- Y sí, quedamos para grabar. Ibamos a grabar en noviembre pero a ellos les salió una gira, se van a San Diego, Los Angeles y a Tijuana, y después vuelven y tocan con Manu Chao en Obras dos veces. Después, vienen los exámenes nuestros, míos y de Leo hasta el 4 de diciembre, entonces hasta el 4 de diciembre no podemos grabar. Y después la idea es traerlos a ellos acá, entonces decidimos que en enero era justo el momento para grabar. Después veremos como se edita y eso, que es una tranza.

- Ya tienen algo armado: nombre, temas...

- Los temas más o menos sí, hay una lista de quince temas de los cuales tienen que quedar once, y como te decía recién, que somos re distintos, que pensamos re distintos, hasta el último momento no vamos a saber cuáles son los once temas que entran, porque hicimos cada uno una lista pero llegamos y las listas eran todas diferentes.

- Las letras serán contestatarias, duras, directas...

- Es lo que nos pasa en el momento. Fijate que las letras pueden hablar de todo, o sea, de repente mañana uno de nosotros está re enamorado y hace una letra de amor... Va a estar todo bien digo, porque también tenemos sentimientos, no somos sólo guerrilleros (risas). O sea, como que estamos abiertos a todo, como estamos abiertos a nivel musical o a nivel de letras, pero lo que nos sale en este momento es reflejado. Yo pienso que soy como un guerrillero, pero que como no me dan los huevos para agarrar una escopeta y salir a matar a tiros a la gente, grito.

Carlos Bassi

Comentarios
Para agregar un comentario es necesario hacer login.
O si lo preferís, con FB
Un día como hoy, pero de 1972 ... Nacía en Montevideo Gerardo J. Wulh, más conocido por todos como Mil Armónicas Sam

Más efemérides de 1972
"…se valora el virtuosismo al ejecutar un instrumento, pero no se valora el talento que tiene un músico de hacer una canción que está increíble".
Gastón Solari (Dsus4), 30/03/2004
¿Querés ganar entradas, discos, libros y recibir información de primera mano?
Si es así, te estamos esperando.

Además, te llevás de regalo el ebook “Cruce de caminos. Conversaciones con Músicos Uruguayos”