SieteNotas

Falta y Resto, Polémica y pico

14/02/2003

En su Carnaval número 23, Raúl Castro no actúa como director, sino como presentador de Falta y Resto. Recreando ese personaje que hace 60 años era habitual encontrar en Carnaval, el lungo Castro se propone unir tradición y vanguardia, pasado y modernidad. Y lo logra a través de una propuesta que tiene mucho de humor, pero también de crítica; crítica que ha generado más de una controversia. Del planteo de la Falta para este Carnaval 2003 y de su carácter polémico, hablamos con el flaco Castro, con "tinta brava"... hoy, más brava que nunca.

- ¿Cuál es el planteo de la Falta para este año?

- Se llama "Tiemble", es una cosa bastante fuerte, bastante agresiva, dada la situación actual. A partir de una presentación que tiene ese nombre, se suceden te diría que cuatro momentos fundamentales de la murga: el primero es El Popurrí de la Inseguridad y el Baile de los Milicos; el segundo El Plebiscito: es un plebiscito que hace la murga; el tercero una actualización de la letra y con la misma música que el tango Cambalache: se llama Cambalache 2002; y después un cuplé que se llama Los gobernantes y El Vecino de Al Lado: en donde hay una crítica fuerte pero también graciosa a la izquierda. Y la despedida tiene que ver con un mensaje bolivariano, latinoamericanista, antigüista.

- Este año vos actuás como presentador de la murga ¿verdad?

- Sí, yo soy el presentador, el hilo conductor del espectáculo. Es a la vieja usanza de las murgas del 40’, del 50’: un presentador que es el que va hilvanando como dice al principio, con versos rococó como decían antes, los diferentes momentos de la murga.

- Y ese cambio, esa idea ¿a qué se debe?

- Y es un poco yo creo tratar de unir el futuro y el pasado. El hombre está presentando y diciendo cosas que pasan ahora, pero las está diciendo de una forma tal vez de antes.

- Un contenido actual, en un formato antiguo.

- Exactamente. Y queda bien, queda bárbaro. Me parece que es una linda cosa, que la gente lo agradece.

- Bien. A pocos días de haber empezado el Carnaval 2003 ¿cómo lo avizorás?, ¿cómo lo notás?

- Lluvioso todavía, lamentablemente. Pero lo veo bien. Veo que todavía no se han afirmado los conjuntos: a una semana de Carnaval, el tiempo y el apuro no han dejado afirmarse todavía los conjuntos en la calle. Creo que a partir de mediados del mes de febrero, los conjuntos van a andar bien aceitados y el Carnaval va a andar volando. A los tablados que duren hasta ese momento, yo creo que les va a ir bien.

- ¿Y cómo visionás a la murga dentro de ese contexto carnavalero?

- Y la murga ya logró lo que se proponía: la murga se proponía que la gente hablara de su repertorio y no de su posición; y es lo que está pasando. La posición que obtengamos en el concurso obviamente que es importante, pero no es lo que nos desvelaba. Lo que nosotros queríamos es lo que ahora está pasando: que se hable sobre la idea del plebiscito, que se hable si está bien o está mal la crítica al Frente, si la murga toma una posición de afuera o de adentro, si se embandera; esas cosas que son, me parece mucho más saludables que discutir solamente una posición competitiva.

- O sea que el objetivo ya está cumplido...

- El objetivo primario está cumplido. El secundario: si se puede estar lo más arriba posible en el concurso, que sería bárbaro, todavía no...

Analía Camargo

Comentarios
Para agregar un comentario es necesario hacer login.
O si lo preferís, con FB
Un día como hoy, pero de 2002 ... Malena Muyala presentaba "Puro Verso" en el Teatro El Galpón

Más efemérides de 2002
"Lo mejor que te puede pasar en un conservatorio es tener la imaginación suficiente para darte cuenta de que esas normas son las que no cumplió Bach ni Mozart ni Beethoven ni nadie".
Jorge Drexler, 18/09/2002
¿Querés ganar entradas, discos, libros y recibir información de primera mano?
Si es así, te estamos esperando.

Además, te llevás de regalo el ebook “Cruce de caminos. Conversaciones con Músicos Uruguayos”