SieteNotas

Malena Muyala, Música ciudadana

03/03/2007

Contursi, Discépolo, Expósito, Filiberto, Francini, Gardel, Le Pera, Manzi… Muyala. Estos son algunos de los autores que forman parte del disco, que además cuenta con la participación de Hugo Fattoruso, Martín Ibarburu, Martín Pudín y Shyra Panzardo, entre otros.

Hacía siete años que Malena Muyala no editaba material. “Viajera” recorre tangos, milongas, valses y cinco composiciones de la artista para sus fanáticos, que hasta el momento apenas conocían cuatro.

Con la destacada participación de Bernardo Aguerre, como guitarrista, director musical y arreglador, la artista nota una evolución en la elección del repertorio y la interpretación, pero asegura que todavía mantiene facetas de la Malena de los discos anteriores.

“Viajera” es un disco que está en vueltas hace un tiempo. ¿Estuvo trancado unos meses?

Más que trancado te diría que tuvo un proceso largo. Primero tuve mucho tiempo de imaginarlo; componiendo, arreglando, seleccionando repertorio, tratando de encontrar en todos los ámbitos a las personas idóneas para cada una de las tareas. Después de grabado llevó mucho trabajo de mezcla, masterización, producción fotográfica, arte, etc.

Tus dos primeros discos: “Temas pendientes” y “Puro verso” fueron editados por Ayuí, “Viajera” por Bizarro. ¿A qué se debe el cambió de sello?

Tiene que ver con etapas de cada trabajo. Ganas de cambio, de probar otras estrategias de difusión y tener una nueva experiencia con un sello como Bizarro, que es tan prestigioso como Ayuí.

También lo editaste por un sello argentino, ¿qué está pasando en Argentina con Malena Muyala?

El sello argentino Los Años Luz estaba interesado en editar mi nuevo disco desde hace un par de años, y tuvieron la paciencia de esperar, como te decía, este largo proceso. En Argentina pasa que cada vez que vamos tenemos una excelente respuesta del público, que muchas veces nos reclama que deberíamos ir más para aquella orilla. Cosa que nosotros queremos también pero no siempre nos resulta fácil, básicamente por el traslado de toda la banda. Por eso siempre es muy bueno que nos inviten a sus festivales, como por ejemplo ahora que fuimos al IX Festival de Buenos Aires Tango, donde tuvimos una inmejorable oportunidad de presentarnos en el escenario principal en La Rural de Palermo.

¿Cómo fue la elección del nombre del disco?

Tiene que ver con todos esos lugares internos a los que recurre, o los que se descubren cuando se está en la etapa de creación de un disco. Viajera como sinónimo de movimiento, de búsqueda, de hallazgos, de sorpresas en el camino. Además se le sumó que era adecuado porque se editó primero en otro país, y porque era el título de uno de mis temas incluidos en él.

Se pueden encontrar nuevamente composiciones propias, ¿te seguís definiendo como una intérprete?

Las definiciones muchas veces, si no la mayoría, las da el afuera por una necesidad de ubicar a alguien en un lugar entendible y accesible. Siguiendo ese criterio te podría decir que además de cantante me gusta trabajar en la interpretación y por supuesto en la composición. Es mi idea seguir componiendo todo lo que la inspiración me permita.

¿Qué grado de participación tuvieron los músicos invitados?

Hubo mucha dedicación e inspiración ya sea de Bernardo Aguerre, que trabaja conmigo en los arreglos y realiza la dirección musical, además de ser el guitarrista; Juan Rodríguez en violoncelo; Fernando Sánchez en contrabajo; Shyra Panzardo en bajo; Sergio Tulbovitz en percusión; las chicas de “La Melaza”, que es una cuerda de tambores de candombe formada íntegramente por mujeres; Martín Pugín en bandoneón; Omar Giammarco desde Argentina con guitarra y arreglos; Martín Ibarburu en batería y Hugo Fattoruso en bandoneón. Todos notables en sus participaciones.

¿En qué se diferencia de los anteriores?, ¿has notado una evolución disco a disco?

Rescata las cosas que más me gustan de mis discos anteriores. La evolución sí se da desde el trabajo arreglístico, el repertorio y la interpretación, y por otro lado, también desde la grabación, producción y mezcla.

En el primer disco te presentaste al público, en el segundo te confirmaste, ¿lo más complicado es mantenerse?

Supongo que sí. Después que te exponés al afuera empezás a sentir que tenés que seguir haciendo y manteniéndote. De todas maneras yo vivo muy tranquila con eso y sólo grabo o me presento cuando tengo algo para decir.

¿Es un disco de fácil reproducción en vivo?

Sí. Está instrumentado casi con la conformación de mi banda y eso lleva a que esté muy ensayado. Estamos con planes de integrar un guitarrista más para que sea más fiel aún a lo grabado.

¿Hay alguna línea temática en cuánto a las letras?

Las letras de clásicos del tango, como todos sabemos, tienen una temática basada en lo existencial, el amor, el dolor, etc. Mis composiciones tratan esas temáticas pero desde un lenguaje actual. También tienen que ver con la afectividad.

Se pueden encontrar milongas, valses, algún candombe, pero la esencia siempre es el tango… ¿el gustito a tango se mantiene?

Sí, el tango se mantiene siempre y sus primas y hermanos como milonga, vals y el milongón lo acompañan. Es un género al que me gusta definir como música ciudadana.

Compusiste un candombe, ¿es la primera vez que componés en ese género?

En realidad es una base de milonga donde en los estribillos entra la clave de candombe, para finalizar en la entrada de la cuerda. Esto muestra esa familiaridad de la que te hablo cuando me refiero a las primas y los hermanos del tango. Sí, es la primera vez que hago esa incursión, por más que el disco también tiene un milongón de Manzi que se llama “Pena mulata”, sobre el cual se puede tocar candombe sin problemas.

Definiste al disco como una búsqueda interior, ¿lograste descubrirte más a vos misma?

Más allá de esta búsqueda puntual con el disco, yo llevo la vida de esta manera: tratando de avanzar siempre en el conocimiento y el descubrimiento de mí misma y de mi entorno.

Este mes se estrena el primer corte de difusión del disco, ¿cómo fue la elección?

Teníamos un par de temas candidatos. Eso se conversa con el sello y se tiene en cuenta la experiencia de ellos también. El tema que elegimos a mí me gusta mucho, ellos consideraban que era muy fresco y que mostraba una nueva faceta de Malena Muyala, sin dejar de asomar a la Malena de los discos anteriores. Ese fue un punto de consenso.

¿Tenés planeada una presentación oficial?

Sí. Dos presentaciones en el Movicenter después de la Semana Santa, con el disco ya editado en Uruguay, y un ciclo en Buenos Aires para el mes próximo. A fin de año tenemos la intención de grabar el DVD del disco en el Solís.

Sin embargo, ya mostraste algunos temas el 24 de febrero en el IX Festival de Tango de Buenos Aires, y el 25 en San José. ¿Cómo te fue con las canciones debutantes?, ¿y cómo fueron recibidas por el público?

Muy bien. Dos experiencias diferentes pero enriquecedoras para el grupo. Desde un público bonaerense enmarcado en el Festival de Tango, con toda la expectativa y compromiso que generaba en nosotros; hasta un espectáculo al aire libre en mi departamento natal, con un público veraneante y casual. Tocamos varios temas del disco y los comentarios y saludos que recibimos apuntaban a la naturalidad con que se conjuga el repertorio. Llegamos con una sensación agradable y positiva con el calor y el aplauso de toda la gente de ambos lugares.


Rodrigo Ribeiro
Comentarios
Para agregar un comentario es necesario hacer login.
O si lo preferís, con FB
Un día como hoy, pero de 2002 ... Jorge Drexler tocaba gratis ante 10 mil personas en la Playa Ramírez

Más efemérides de 2002
"Con `La Hermana´ siempre pasó de ser un poco como esas familias disfuncionales, esas que dicen: `para qué vamos a tener un hijo si no sabemos si vamos a seguir juntos´".
Tussi Dematteis (La Hermana Menor), 29/09/2003
¿Querés ganar entradas, discos, libros y recibir información de primera mano?
Si es así, te estamos esperando.

Además, te llevás de regalo el ebook “Cruce de caminos. Conversaciones con Músicos Uruguayos”