SieteNotas

Dani Umpi, Soy lo que soy

03/03/2007

Historias de un amor adolescente, simple, puro, intenso...
Una invitación a la diversión despreocupada, provocadora, seductora...
Un viaje que propone, desde el humor y la ironía, el gusto de reírse de sí mismo, escapando de los prejuicios para lograr la verdadera autenticidad...
Un universo casi... “Perfecto”.

En el 2005 se edito Perfecto, tu primer disco, y ya está agotado. ¿Esperabas que sucediera esto, que el disco funcionara tan bien?

Hicimos una tirada de mil. Sé que para el país es una buena venta. También teniendo en cuenta que es un sello nuevo, que no teníamos publicidad paga ni nada de eso... entonces estamos muy contentos por esto. Había cosas que tenía como la fantasía, pero siempre todo lo supero. Había cosas que no esperábamos que ocurriera, por ejemplo todo lo que paso con MTV. Pensábamos que iba a ir bien porque era una apuesta que hacía el sello conmigo, porque como artista era raro y el disco también es como un libro. Ahora, la edición argentina es más un disco normal y la próxima que hagamos acá también, pero lo primero era eso, se apostó y fue salvado.

Va a salir en varios países de Latinoamérica.

En Argentina ya salió. Ahora sale en México y en Chile, estamos viendo como trabajarlo. También estamos laburando en Argentina y en varios países con Secsy Music, un sello de Buenos Aires, que son los managers de Miranda y otros grupos, pero esto es algo que recién estamos empezando.

¿Ya lo presentaste en Argentina?

Todavía no presenté el disco pero he ido a tocar un montón de veces. Incluso, a veces tocaba mas allá que acá. Y como es muy grande siempre hay gente a la que le pueda gustar lo que vos hacés, y por lo general me presento en fiestas o en boliches, siempre como en otro marco. Recién ahora va a ser la primera vez que pensamos hacer una presentación como Dani Umpi, solo, sin DJ, ni nada. Vamos a ver como va. Eso sería como para marzo o abril y sería como el primer show solo.

Los temas hablan mucho del amor y del desamor. ¿El mundo “rosa” es el que más te gusta explorar?

Es la temática que a mí me interesa de manera estética y también conceptual, porque me parece que es muy rica y es medio inagotable. Y también porque yo estoy un poco en eso todo el tiempo, como esa charla de teléfono con las amigas. Me nutro de todo eso y es el imaginario que yo manejo: una especie de amor medio adolescente, como que solo existiera ese mundo, y a mí eso me gusta como estética para hacer las canciones. Me gustan los cantantes que hacen canciones de amor todo el tiempo. Vuelco más cosas de mis amigos, pero es como una mezcla y cosas que escucho. Yo soy muy de ir en el ómnibus escuchando las conversaciones ajenas, muy chusma. Entonces todo eso se filtra.

En el escenario generás un clima de fiesta con una puesta en escena con personajes presentados desde el humor y lo satírico. ¿Qué es lo que te gusta provocar en la gente?

Tengo cosas raras. A veces tengo una banda falsa de señoras que tocan, eso me divierte mucho. Después las letras, lo que proyecto es una página de word con alguien que va moviéndola con la flechita, porque me gusta eso que sea como arcaico y precario, es algo que me gusta como estética. A mí me gusta que la escena sea muy artificiosa y que tenga algo como de fiesta de fin de curso. Por un lado que sea muy simple, que tenga mucha gente en el escenario, muchas voces, la música siempre grabada, que eso es algo que quiero seguir haciendo. Y también que sea una especie de juego arriba donde estoy yo con mis amigos donde vamos cantando entre todos y armando ese clima. A mí me gusta mucho ese clima como de fiesta infantil. Me gusta provocar diversión, como lograr complicidad para bailar; es muy simple lo mío. Me gusta crear un clima festivo que por lo general se logra... estoy siempre como en esa búsqueda.

Perfecto es un disco electro–pop y decís que hay una tradición de ver al pop como algo impuro o simplemente etiquetado como comercial. Una propuesta demasiado superficial que se opone a la visión de la música como reivindicadora de los “grandes mensajes”. ¿Apostás que diversión y entretenimiento también es una forma de creación artística?

Si se toma así. No quiere decir que no lo sea. Lo que pasa es que todo es muy relativo. Hay grupos de rock muy pesados y de protesta que están en sellos multinacionales y tienen con ellos el mismo manejo que con un artista pop. Mis canciones son pop pero me re cuesta llegar a las radios; sin embargo, hay canciones de rock que llegan al toque porque los sellos bancan las radios, entonces es muy relativo. En mi caso hago pop porque es la música que a mí me gusta y es lo que me sale.

A veces a mi se me critica porque me tildan de frívolo y yo nunca digo que sea profundo, porque no lo soy; es bastante superficial lo mío. Lo que pasa que todo depende de cómo lo hagas. Las canciones siempre tienen mensaje y todo lo que uno haga es político; lo que pasa que a veces triunfa más o se entiende más la cosa más redundante o más obvia. Pero a veces esas cosas no tienen mucho peso porque es como la palabra “amar”, que tanto lo dicen, tanto lo dicen, que al final suena vacía. Entonces al final no sabés ni de qué está hablando, porque es como algo tan vago... también queda re superficial. Es como un cantante pop cuando dice: “yo siento sentimientos”, queda como vacío, pero a veces vos escuchás otras cosas de rock que vos preguntás: “¿pero qué dice? ¡No dice nada!”.

Al ser un país tan rockero, el pop queda como a un margen porque lo que hay en Uruguay del pop es lo que devino de la cumbia o algunas cosas separadas como Ale Zanzi; cosas así. No hay tradición pop como, por ejemplo, en otros países. Acá es como más bien rockero. Por un lado está bueno porque te permite tocar junto a otros grupos que no tengan nada que ver con vos y eso me parece que es muy enriquecedor. Está bueno, pero por otro lado tampoco tenés un contexto, como un marco que tenga que ver con tu estética o tu performance. Capaz en Buenos Aires es más común eso, no queda tan raro lo que hago.

En una entrevista te definiste como: “Yo soy mega terraja. No puedo tirarme de finoli ni de concheto, puedo jugar con eso pero desde otro punto de vista. Todo el tiempo estoy exagerando y ostentando mi lado más marica”. ¿Te molestan las etiquetas o te gusta jugar con eso? Puede llegar a ser un producto redituable en ciertos casos...

A veces por una cuestión de moda o de discurso repetido se me ha encasillado como de glamour y acá había muchas notas que decían eso y yo esa posición no la puedo sostener mucho. Por eso decía lo de mega terraja, porque no soy glamoroso, ni elegante, ni nada de eso, soy más bien lo opuesto y siempre trato de sacar los supuestos defectos que uno tiene o las imperfecciones, por eso el disco se llama “Perfecto”. Y eso lo sigo sosteniendo porque no puedo tirarme de otra cosa, no me puedo disfrazar de glam o de moderno. Yo juego mucho con eso, pero a veces me molesta un poco porque a nadie le gusta estar encasillado. Yo siempre traté de romperlas, siempre juego con cosas pero como que trato de no estar siempre en un mismo lugar porque no puedo sostener mucho tiempo una cosa.

Estuviste nominado a los Premios MTV Latinoamérica 2006 como Mejor Artista Independiente, un lugar que hasta ahora, por ejemplo, no lograron ninguna de las bandas de rock. ¿Cómo fue esa experiencia?

Lo de MTV fue raro, fue sorpresivo. Primero porque llegamos como puede llegar cualquiera; o sea, dentro de los formatos técnicos que ellos te piden. Hicimos un video, lo mandamos, lo pasaron y ahí tuvimos la suerte de que la gente lo empezó a pedir. Entonces entró como recomendado en el “Top Ten” y eso fue muy meritorio. Y nos apoyamos mucho en eso para promociones, porque era un momento que había como muchos hits, era un momento difícil para alguien independiente ingresar, y nos sirvió un montón. Ahí como que empezamos a tener como otra visión del laburo nuestro, porque si para entrar en el ranking de MTV tiene que votar mucha gente, entonces te das cuenta que le puede gustar lo que vos hacés a gente de otros países. Todo eso fue creciendo. Al otro mes hicimos otro video, con una producción argentina, y entró también en el ranking. Y después vino la nominación a los premios MTV. Eso si no lo esperábamos. Nunca se nos hubiera ocurrido. Vos fantaseas, pero no había pensado que me iban a nominar.

Y como buen uruguayo, llegaste tarde.

Llegue tarde a la ceremonia. Tuvimos un embotellamiento... ¡y a mí me pasan esas cosas! Estábamos supuestamente a cuarenta minutos y tuvimos un embotellamiento y... ¡fueron dos horas! Igual yo no tenía que tocar porque era una categoría menor. Eso no nos importó porque fuimos y como el disco va a salir en México ya tuvimos unos contactos y canté allá. En realidad nos re sirvió. Además, lo de MTV hay gente que lo re valora; yo también lo valoro, pero para negociar es una herramienta que vos tenés...

Por un lado es raro porque a veces hacés un toque acá y querés que salga en los diarios y es un trabajo enorme y te ponen re chiquito en una agenda, con suerte, y tenés que agradecer. Y cuando salió lo de MTV salió en primera plana en los diarios, tapa de suplemento... y a veces yo digo: “¡cómo me gustaría esta promoción para un toque mío!”. Pero bueno, eso habla también del país y de las cosas que importan... pero yo estoy muy contento.

Además de la música explotás tu lado narrativo. Publicaste tres libros: “Aún soltera” (2003), “Miss Tacuarembo” (2004) y “Sólo te quiero como amigo” (2006). Estuviste haciendo presentaciones en Argentina, en el ciclo “Lecturas en el jardín”, en el Jardín Botánico de la cuidad de Buenos Aires... ¿Sentís que a través de la escritura te permitís decir cosas que quizás no podrías en una canción o es algo totalmente complementario?

Me muevo como en diferentes lenguajes, porque a veces siento que hay cosas que las puedo decir en una canción y a veces escribiendo. Ahora, todo eso convive bien. En algún momento pensaba que tenía que definirme por algo, pero después vi que no, que yo soy así y que en realidad es el medio el que te obliga a decidirte por algo. Canto, toco en vivo, pero siempre estoy escribiendo.

Los tres son en primera persona pero con otros personajes y eso a mí me interesa un montón y lo voy haciendo siempre. Es como una historia paralela que siempre estoy pensando mientras hago un libro. Recién saqué uno nuevo, así que ahora no estoy escribiendo pero ya tengo ideas para otro. El último es “Sólo te quiero como amigo”, que es el primero que se vende acá, porque siempre edito todo en Argentina.

¿Cómo va a ser la agenda de trabajo que se viene?

Ahora está la promoción del disco en Argentina y tenemos que ver lo de México, que va a salir. Mi novela nueva ya salió. Estamos planeando el show acá y sobre todo en Argentina, que empiezo a trabajar con este managment. Estoy haciendo unos temas nuevos pero de a poco, porque lo pospusimos un poco la salida del disco nuevo porque queremos ver cómo va con este disco. Y ahora hicimos un video clip nuevo de un tema que es “Atracción”, que ya tenía video, pero a pedido del sello, para retomar ese tema, estamos haciendo un video nuevo. Está bueno, son proyectos lindos, todos para este año.

Natalia Castelgrande

Comentarios
Para agregar un comentario es necesario hacer login.
O si lo preferís, con FB
Un día como hoy, pero de 1995 ... Los Terapeutas festejaba sus "10 años" en la Sala Vaz Ferreira

Más efemérides de 1995
"Ese Club Húngaro significó muchísimo porque fue como el primer recital de grupos de metal, no de rock, sino de metal".
Gustavo "Bulón" Rea (Alvacast), 16/02/2000
¿Querés ganar entradas, discos, libros y recibir información de primera mano?
Si es así, te estamos esperando.

Además, te llevás de regalo el ebook “Cruce de caminos. Conversaciones con Músicos Uruguayos”