SieteNotas

Ruben Arnejo Fernández

Nací bípedo de pelo largo canoso y peinable, en el año 51 d.S.F. (o sea, después de Sigmund Freud, según mi psicoanalista). • Uso lentes, a veces no. • Se me ocurre que soy ocurrente. • Poseedor de un superávit de la capacidad de asombro. • Sensible a tal punto de no interesarme nada ni en nadie. • Soy creativo a priori y tengo la certeza, al despertarme por las mañanas, que el día me pertenece; al afeitarme lo corroboro.• Soy anarcohólico - multimonoteísta - misoneísta a la moda - pluriminimalista - posguernica - neoalquimista - alopata - mortal asumido - bautizado con agua Salus - troglodita faber - adistópico, y además trabajo horas extras entre comillas y paréntesis. • No me creo contradictorio cuando digo que me desagrada la exageración. • Mis mejores discusiones las tengo conmigo mismo. • Prefiero posponer el compartir mi fe con otro ser, en lo posible sin adulteraciones, hasta el advenimiento de una tecnología que lo facilite, algo de lo que estamos bastante cerca, quiérase o nó, (¿¡Qué dirá el santo padre…!?). • Aborrezco el facilismo de los ortodoxos y las ortodoxias de la mayoría de los ismos. • Detesto a los tubérculos ahumados del Vaticaño • Amo la música que aún no he compuesto, dudo de la que estoy componiendo, y me sorprendo con la compuesta. • Siento dolor por mis semejantes heridos de muerte por la vida. • No siento dolor alguno por los que hieren mortalmente a mis semejantes en vida. • Tengo la fortuna de figurar en la lista de personas favoritas de muchos. • Agente Provocador por profesión, Humanista Secular de vocación. • Disfruto dándoles un abrazo, del que no pueden zafar, a los que hurgan a diario a través del internet en nuestra vida privada, hasta volverlos tan digitalmente locos como yo. • Amo a los que amo, y se los demuestro con torpeza. • Soy un ferviente admirador del cuentagotas accionado a batería solar. • ¡¿Qué más quisiera yo decirles?!

Un día como hoy, pero de 1967 ... Los Delfines firmaba contrato con el sello Clave

Más efemérides de 1967
"...la canción, como cualquier otra manifestación cultural, es auténtica en la medida que refleja lo que vive el hombre de su tiempo, y eso es el amor, la tristeza, el paisaje, las luchas, los logros y a medida que eso va cambiando, también vamos cambiando nosotros".
Pablo Estramín, 16/12/2000
¿Querés ganar entradas, discos, libros y recibir información de primera mano?
Si es así, te estamos esperando.

Además, te llevás de regalo el ebook “Cruce de caminos. Conversaciones con Músicos Uruguayos”