SieteNotas

Miguel Campal

Nace hace veinte años y algo. Su infancia es una etapa difícil, sobre todo para sus padres, quienes inventan toda clase de estrategias para despertarlo temprano. Lo llevan al jardín de infantes, de nada sirve decirle que va a jugar con sus amiguitos: sus únicos juguetes son un tarro de legos, el Mecano y las piedras de sus padres geólogos.

Ir a la escuela es una actividad hostíl. Comienza a jugar a las cartas en sus ratos de ocio y termina haciendo trucos de magia en cumpleaños para gente más grande que él.

Se compra su propio juguete y aprende a tocarlo. Para suerte de todos, logra ir al liceo de tarde y su juguete nuevo cada vez suena mejor. Comienza la Escuela Universitaria de Música a donde concurre durante varios años hasta terminar el liceo. Obedeciendo la tendencia familiar comienza la Facultad de Ingeniería además de la Licenciatura en Interpretación Musical y en Composición.

El problema de la imposibilidad de levantarse temprano desencadena un conflicto entre las dos instituciones, por lo que se despide de ambas y se convierte en autodidacta. Comienza las clases en el sótano de su casa y no hay recreos. Haciendo páginas web, arreglando computadoras sanas y dando clases en academias explotadoras consigue los medios para armarse un pequeño estudio.

Web

Un día como hoy, pero de 2006 ... Se realizaba la segunda actuación de NTVG en el Velódromo cerrando la gira "Aunque cueste ver el sol"

Más efemérides de 2006
"...me parece que la música es femenina... No sé... Tiene elementos masculinos también, los tiene, como no; pero el concepto así, me parece que es una energía como femenina, me parece que es mujer... Sí, la música es mujer…".
Rossana Taddei, 26/7/2002
¿Querés ganar entradas, discos, libros y recibir información de primera mano?
Si es así, te estamos esperando.

Además, te llevás de regalo el ebook “Cruce de caminos. Conversaciones con Músicos Uruguayos”